Colores y sabores del cine mexicano

Un repaso de su amplia cultura a través de títulos de calidad de todos los tiempos.

Desde mediados de los noventa las producciones mexicanas han iniciado una marcha vertiginosa en todo sentido, en especial hacia la originalidad y la calidad. Gracias a este desarrollo, se han logrado colocar en el imaginario colectivo filmes que tienen mucho que ver con la realidad de sus ciudadanos, evitando ficciones banales que no reflejan la cotidianeidad del país. Teniendo en cuenta que, en la primera mitad del siglo XX el cine mexicano transitó una Época de Oro, se puede considerar que en la actualidad se está desarrollando una segunda. Esto se debe a que la industria ha obtenido auspicio de productoras internacionales y que sus directores han conquistado Hollywood.


Films programados:
Viridiana, de Luis Buñuel. (España – México, 1961) [+]
El Ángel exterminador, de Luis Buñuel. (México, 1962) [+]
Como agua para chocolate, de Alfonso Arau. (México, 1992) [+]
Frida, de Julie Taymor. (USA – Canadá – México, 2002) [+]
Biutiful, de Alejandro González Iñarritu. (México – España, 2010) [+]